Protestas y asambleas en Anses por los despidos decretados por el Gobierno Nacional

Bajo la consigna “En Anses no sobra nadie”, los trabajadores del organismo realizaron retención de servicio en la jornada del lunes. Las protestas seguirán este martes y miércoles. 

Por ello, los agentes realizan medidas de fuerza en los lugares de trabajo para rechazar el recorte en el sector que se encarga de una sensible tarea previsional y social para un amplio sector de la población.

Con el anuncio de más de 1.000 despidos en todas las sedes del país, 50 oficinas no abrieron sus puertas ayer como medida de protesta, ya que adhirieron a un paro nacional. La mayoría se encuentra en la zona del AMBA y en provincias como Córdoba. En Corrientes, se plegaron a la jornada con una asamblea sorpresiva de dos horas que generó largas esperas en la entrada de la UDAI de la capital provincial, un área pública que habitualmente cuenta con una gran concurrencia.

Las medidas se replicarán hoy y mañana en la UDAI Corrientes, con adhesión de oficinas del interior y sin un horario fijo. Es decir, los trabajadores realizarán asambleas de dos horas en los lugares de trabajo, ya sea por la mañana temprano o cerca del mediodía. Para la próxima semana se definirán en conjunto si realizarán medidas de visibilización en las afueras de las oficinas, según informaron a época desde uno de los gremios que nuclea a los empleados públicos nacionales.

Las acciones generarán inconvenientes en la atención habitual, pero también la reducción del personal. Ayer las ventanillas operaron con un menor número de empleados debido a que varios estuvieron inhabilitados para ingresar al sistema. Ante este contexto, se dio prioridad a las personas con turno.

“Las medidas son por el despido de cinco trabajadores de la UDAI Corrientes, uno de la delegación de Curuzú Cuatiá y uno de Paso de los Libres”, indicó a este diario el delegado de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) de ANSES Corrientes, Oscar Jantus. En total, son siete los agentes que fueron desafectados del organismo.

De los cinco empleados de la sede en la ciudad de Corrientes, tres son personal de planta que rindieron concurso en 2021 y, por un motivo que aún no explicaron las autoridades, se dio por inválido el proceso, según informaron los delegados. “El titular de la delegación Corrientes, Yancovich (Miguel), quien no tiene resolución de su nombramiento, se comprometió a realizar las actas y llevar a la regional de Resistencia para que se revea la situación de los compañeros”, indicó el representante gremial.

En cuanto a los demás estatales afectados, no se les renovaron sus respectivos contratos, una situación que se reitera en gran parte de la administración pública nacional. Un gran número de agentes están en estado de alerta debido a que el 31 de marzo se les finaliza el contrato y, en algunos casos, la antigüedad ronda los 30 años de servicios, como en el Instituto de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena (INAFCI). Allí se informó sobre el cese de funcionamiento de las delegaciones provinciales que impactará en unos 12.000 núcleos de agricultura familiar en zonas rurales y periurbana de la provincia.

Otras oficinas públicas están al borde del cierre, como la Agencia Nacional de Discapacidad (ANDIS) y los Centros de Referencia (CDR) o ex Desarrollo Social de la Nación porque no se renovaron los contratos, lo que preanuncia un vaciamiento de tales áreas. Similar escenario se visualiza para la delegación de ANSES en Esquina y todos los inconvenientes que esto generará en la población en cuanto al acceso de las prestaciones que brindan tales áreas del Estado.

Deja un comentario

Scroll al inicio
Verificado por MonsterInsights