Valdés con gobernadores de JxC: piden cambios en jubilaciones y retenciones

Diez mandatarios provinciales y un grupo de legisladores de la oposición se reunieron. Fue en un Zoom en el que unificaron una estrategia. También solicitan cambios en jubilaciones. 

Los diez gobernadores de Juntos por el Cambio (JxC) se congregaron ayer junto a sus espadas legislativas para cohesionar una postura común y definir los pasos a seguir en función de las posibles respuestas del Gobierno frente al proyecto de ley ómnibus. La cumbre se dio por Zoom, junto a legisladores de los bloque de PRO, UCR y Hacemos Coalición Federal, las escisiones parlamentarias que surgieron después del fraccionamiento de la coalición electoral.

“Tenemos más incertidumbres que respuestas de si el Gobierno quiere verdaderamente perder la batalla legislativa para tener una épica comunicacional o si pretende lograr lo más importante para poder gobernar bien”, confió uno de los diez líderes provinciales que participó de la reunión en la que se evalúa, entre otras cosas, armar un dictamen propio que contenga los cambios propuestos al texto original.

Los gobernadores reclaman definiciones respecto de su pedido de compensación ante la quita de la cuarta categoría del Impuesto a las Ganancias, uno de los gravámenes coparticipables que afectan directamente las arcas provinciales. “Es inminente que se empiece a sentir”, consideran entre los diez líderes jurisdiccionales que ante el mutismo del Poder Ejecutivo se muestran reacios a acompañar las medidas que, analizan, profundizarán sus restricciones presupuestarias.

Uno de los principales reclamos de los gobernadores tiene que ver con la intención del presidente Javier Milei de subir los derechos de exportación de los productos de las economías regionales a un 15%. Los mandatarios provinciales consideran que esta medida atenta con el crecimiento de estos sectores y les quitará competitividad en el extranjero.

Esto se suma a la intransigencia del Gobierno en relación con su meta de austeridad, bajo la que se analiza cortar las transferencias discrecionales así como la obra pública. El metamensaje del Poder Ejecutivo es que deberán conformarse con lo que se coparticipa directamente por goteo. Sin embargo, los jefes provinciales ya mostraron los dientes frente a estas primeras medidas y esta mañana definieron acompañar el reclamo de la Ciudad de Buenos Aires sobre el fallo de la Corte, por ahora incumplido. El máximo tribunal de Justicia dispuso que hasta tanto no se resolviera la discusión de fondo el Estado Nacional debería entregarle al gobierno porteño “el 2,95% de la masa de fondos coparticipables” (la Ciudad reclama el 3,5%), una disposición que afectará las cuentas nacionales y el objetivo de Milei de llegar al déficit cero.

“Los veo muy en contra de la ley ómnibus”, consideró un referente parlamentario, quien destacó que si bien algunos plantearon que era necesario votar la iniciativa para darle gobernabilidad a la administración de Milei, a la vez que se postulen modificaciones para el futuro, otros se mostraron menos dispuestos a acompañar el proyecto de ley de Bases.

Tampoco quieren votar las reformas pesqueras del megaproyecto. 

Deja un comentario

Scroll al inicio