Ruta 24: cerrada al tránsito pesado por socavamiento

A pocos kilómetros del acceso al paraje Paso Tala, la ruta provincial 24 presentó un socavamiento que obligó a reforzar la cinta asfáltica y a limitar la circulación a sólo vehículos livianos.

El nivel de las aguas con­tinúan en descenso en Peru­gorría, pero aún así socavan y pueden provocar daños en las estructuras viales. Así ocurrió ayer en la Ruta provincial 24, entre el acce­so al paraje Paso Tala y dos kilómetros antes de llegar al puente Paso López. 

Por las crecidas de arroyos y el río Corriente, un sector de banquina de la ruta re­gistró un socavamiento pero sin corte de la cinta asfálti­ca. Sin embargo, la situación derivó en la suspensión por el momento el tránsito pe­sado (camiones, colectivos, maquinarias) y solo perma­nezca habilitada la circula­ción para transporte liviano y mediano, decisión tomada junto a los encargados de Vialidad Provincial y el mu­nicipio de Perugorría.

En el lugar se colocó un refuerzo en la cinta asfáltica a fin de permitir el tránsito mediano y liviano hacia la ciudad de Goya o Corrientes y viceversa. Según informa­ron, se dispusieron contro­les policiales advirtiendo del cierre de la circulación al tránsito pesado en el em­palme de las rutas nacional 119 y la provincial 24 en Ma­riano I. Loza; en el empalme de las rutas nacional 12 y la provincial 24. En el Priar de Perugorría y en el acceso al paraje Paso Tala.

El intendente de Perugo­rría, Juan Ramón Castellanos, dispuso la ejecución e instala­ción de una protección alivia­dora de peso en la ruta, y ta­par el socavamiento para que no continúe ingresando más agua y así frenar el avance del mismo que podría terminar por cortar el camino.

Según informaron des­de el municipio, estuvo en el lugar el ingeniero Pedro López en representación de Vialidad Provincial, y en las próximas horas un equipo del organismo provincial estará en lugar para evaluar los trabajos inmediatos a realizar para solucionar el inconveniente

Deja un comentario

Scroll al inicio