Corrientes: Pensaron que se quería arrojar desde el puente pero le habían robado la moto 

La presencia de una mujer llorando, justo en la mitad del puente que une Chaco – Corrientes, generó temor ayer por la tarde cuando varios automovilistas reportaron esta situación, que obligó a efectivos de la Gendarmería Nacional y de la Policía de la provincia de Corrientes a llegar a la zona.

Todos pensaron que se trataba de una posible suicida, pero nada más lejos de ello. La mujer llamada Itatí es oriunda de Resistencia. Trabaja -según dijo- en análisis y purificación de agua y habría llegado a nuestra ciudad a tomar algunas muestras. Relató que dejó estacionada su moto Honda Wave, al lado de la vieja cárcel y cuando regresó de realizar su tarea, se la habían robado. Itatí vive en un barrio ubicado en cercanías al aeropuerto de la capital chaqueña. Ya había llamado a un hermano para que la viniera a buscar y emprendía su angustiado regreso a pie, cuando decidió quedar en la mitad del puente llorando.

Allí fue donde la recogieron los policías que la acercaron en el móvil hasta la vecina orilla, pero un percance en el patrullero puso fin al viaje. Ayer por la noche aguardaban la denuncia de Itatí en la comisaría Primera de la capital correntina.

Fuente: Diario época

La presencia de una mujer llorando, justo en la mitad del puente que une Chaco – Corrientes, generó temor ayer por la tarde cuando varios automovilistas reportaron esta situación, que obligó a efectivos de la Gendarmería Nacional y de la Policía de la provincia de Corrientes a llegar a la zona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.