Habían escondido 20 cajas entre las malezas que crecen junto al puente internacional que une Uruguayana, Brasil, con la localidad correntina de Paso de los Libres. Efectivos de la Prefectura Naval Argentina habían observado la maniobra y, ante la sospechas, se acercaron al lugar. Allí dieron cuenta de que se trataba de colgantes con piedras semipreciosas que, fruto del contrabando, estaban valuadas en más de nueve millones de pesos.

“Estamos multiplicando los controles de las fuerzas federales en las fronteras y trabajando para que los efectivos cuenten con todo el equipamiento necesario para el despliegue que realizan día y noche para luchar contra los delitos complejos como el contrabando”, aseguró la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien instruyó políticas expresas en el marco del Operativo Conjunto Abierto de Frontera (OCAF) de Corrientes que coordina el subsecretario de Control y Vigilancia de Fronteras, Matías Lobos.

 

 

La “Operación Gema” fue desarrollada por la Prefectura Naval –institución que comanda Eduardo Scarzello- en Paso de los Libres. Los uniformados estaban emplazados en un puesto de observación cuando divisaron que desde un  vehículo preveniente de Uruguayana, Brasil, estaban arrojando bolsas hacia el lado argentino del puente internacional.

 

Siguiendo el protocolo de actuación, los efectivos se trasladaron inmediatamente hasta el lugar. Allí hallaron ocho bultos en los que se acondicionaban 20 cajas con artesanías y un carro artesanal sin animales. La requisa arrojó que se trataba de 46.984 colgantes con piedras semipreciosas de distintos diseños y 87 kilos de piedras sin pulir.

 

 

A instancias de la Fiscalía Federal de Paso de los Libres a cargo del Dr. Aníbal Fabián Martínez se realizó el aforo de los materiales incautados, que ascendió a 9.423.650 pesos. Asimismo, se instruyó a las fuerzas federales a profundizar los rastrillajes con el objeto de dar con todos los responsables del contrabando.