INAUGURACIÓN CANCHA AUXILIAR DEL CLUB UNIÓN GOYA

feature-top

El director del Observatorio de la Deuda Social dijo, tras la difusión del índice oficial, que para combatir esta problemática "se necesita mucho más que la emergencia alimentaria".

Tras la difusión del índice del INDEC sobre la pobreza, que indica que en el primer semestre de 2019 alcanzó al 35,4% de la población, desde el Observatorio de la Deuda Social de la UCA advirtieron que a fin de año podría aumentar hasta el 39% o 40%. Agustín Salvia, director del organismo de la universidad, dijo que el dato del INDEC "es obvio y era esperado" y que espera que mejore pronto la situación económica porque, si no, crecerá la pobreza en la Argentina. Consideró que "se necesita mucho más que la emergencia alimentaria" para combatir esta problemática.

El índice que difundió el organismo oficial implica un alza de 8,1 puntos respecto a la medición de ese mismo período de 2018. De acuerdo a especialistas el impacto que tuvo la aceleración inflacionaria sobre los ingresos de los hogares empujó a más familias bajo la línea de pobreza. Este salto en la medición de pobreza es el más alto desde la crisis de fines de 2001, que impactó en los indicadores sociales de 2002.

 

 

 

El sociólogo e investigador detalló como fue el avance de la crisis económica en el país, durante la gestión de Mauricio Macri. "La secuencia comienza en 2017, con una burbuja de consumo. Ese año los salarios le ganaron a la inflación, hubo crecimiento de empleo, más programas sociales en un momento electoral y la pobreza bajó al 25 por ciento. A partir de ahí se agotaron las condiciones macroeconómicas, cambió la situación internacional y hubo mala praxis acumulada. Crear burbujas nunca es gratis", dijo.

Explicó que a partir del año pasado hubo "un aumento sistemático de la estanflación, con devaluaciones, impacto inflacionario, políticas de ajuste y mayor recesión". Fue en ese momento en el que, advirtió, "empieza a subir la pobreza hasta 33% en el último trimestre del año pasado". "Luego pasa a 34% en el primer trimestre de este año y a 36% en el segundo trimestre, por eso el promedio es del 35%", indicó, en una entrevista a radio Con Vos.

Consideró que la situación económica y social actual "es grave por dos motivos". "No le da respiro a los hogares, que ven devorados sus ingresos del mes anterior y al mismo tiempo no logran compensar la pérdida con más trabajo", afirmó.

Dijo que la crisis volvió a sumergir a sectores medios y bajos "que ya habían conocido la pobreza en 2001" a través de sus padres y habían logrado salir en 2004 o 2005.

Advirtió que las medidas impulsadas por el Gobierno para combatir la pobreza no alcanzan para hacerle frente a esta problemática. "Las políticas de asistencia son insuficientes para sacar a la gente de la indigencia. De hecho, se necesita mucho más que la emergencia alimentaria", indicó. Sugirió en cambio "una ampliación de las partidas para comedores, políticas sanitarias, de protección psicológica y social".

Indicó que la pobreza en el país es "estructural" y que, en su consideración, "se dejó crecer con la expectativa que una nueva burbuja, un brote de crecimiento va a dejar un derrame que no ocurre". Pidió que el próximo Gobierno "disponga de políticas activas de inclusión social que todavía no vemos".

Comparte esta nota
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Noticias y el mundo